asertividad

26 septiembre 2012

Las modas educativas promueven que los educadores prestemos atención a determinadas competencias, a determinadas experiencias, pero el educador no debe permitir que estas modas escondan experiencias que han de ser también educadas para poder construir una sociedad tolerante, justa y solidaria. Consideramos básica la experiencia del perdón y creemos que la escuela, como lugar privilegiado de socialización, es un contexto adecuado para educar en el perdón. Para ello, el educador tiene que saber qué es y qué no es el perdón, qué acciones lo facilitan y cuáles lo dificultan, para así lograr un acompañamiento a los alumnos en esta experiencia. Del mismo modo consideramos que la escuela, a través de la literatura, el cine o testimonios reales, puede favorecer una cultura del perdón por encima de una cultura de la venganza.

30 noviembre 2006

El objetivo principal de este artículo es revisar el concepto de competencia social a la luz de las últimas investigaciones que lo abordan desde una visión más compleja y multidimensional. El tema de la competencia social está en auge dada su importancia para el funcionamiento social presente y futuro, para la calidad de vida y la convivencia entre las personas. Este interés ha tenido su reflejo en la profusión de estudios, tanto teóricos como prácticos, pero, a pesar de ello, los autores no han llegado a un acuerdo en cuanto a su definición. Esto trae consigo la aparición de distintos enfoques y programas que abordan el tema desde perspectivas parciales que no engloban toda la riqueza que el término encierra ni toda la complejidad de las relaciones interpersonales. Por estos motivos, aquí intentamos acercarnos a este tema con una mirada abarcadora, tanto a través de su definición como de los componentes y variables que debe abarcar su estudio. Asimismo, destacamos la importancia de integrar la competencia social dentro del marco de la educación cívica.

 

Descriptores: competencia social, habilidades sociales, asertividad, educación cívica y moral.